Américo Lugo en su libro Protesta: "Todo es preferible a la intervención extranjera, preferible la tiranía, preferible las revoluciones, preferible la miseria, preferible la muerte. Apresurémonos a erigirle una estatua al último de los caciques"

Tema primarias abiertas crea fricciones en el PLD

primarias

Santo Domingo.-El Partido de la Liberación Dominicana (PLD) se ha resquebrajado ante la intención de un sector para imponer las primarias abiertas en el proyecto de ley de partidos políticos.

La propuesta ha desatado la guerra en el Congreso Nacional entre legisladores de los sectores leonelista y danilista.
Diputados de la corriente del presidente del PLD acusan a los senadores de coger “dádivas y sobres” para dar el voto favorable a fin de imponer las primarias abiertas en la nueva ley de partidos.

Por eso advierten que se verán las caras cuando el proyecto sea discutido en la Cámara Baja.

“Nosotros no vamos aceptar eso”, dijo Juan Carlos Quiñones, del sector leonelista, quien expresó que los danilistas no quieren enfrentar a las bases, porque hay un “gran” disgusto.

Expresó que la aplicación de las primarias abiertas es inconstitucional, ya que existe una sentencia emitida por la Suprema Corte de Justicia en ese sentido.

Afirmó que colocar esta figura en una nueva ley o reglamento sería violar el marco jurídico de la República Dominicana.

“Plantear primarias abiertas es buscar problemas en el país, porque una gran parte de los partidos están en contra”, dijo.

En tanto, el también diputado Francisco Bautista reiteró que las primarias abiertas son inconstitucionales, porque no tendría sentido que personas de otros partidos participen en el proceso interno para escoger a sus autoridades.

“Ya ustedes verán que traerán camiones a votar por la reelección”, manifestó.

Argumentó que detrás de imponer las primarias abiertas hay “sectores” que están en política permanentemente todos los fines de semanas, “con el Presupuesto del Estado en el bolsillo y creen que pueden convencer a esos sectores y que los traerán para montar un evento populista con los recursos del Estado”.

“Aquí en la Cámara de Diputados no va a pasar, en el Senado sí, porque ya hay muchos amenazados”, indicó Bautista.

En esos mismos términos se expresó el diputado de ultramar Leivin Suriel, quien manifestó que el sector oficialista quiere imponer las primarias abiertas en el Congreso a base de “sobrecitos y dádivas”.

A estas acusaciones le salió al frente el senador Rafael Calderón, quien las calificó de imprudentes y desconsideradas. Asimismo, llamó irrespetuosos a los diputados por esos pronunciamientos.

Recordó que en el Congreso hace tiempo se erradicó la práctica de recibir “dinero” para lograr la aprobación de un proyecto.

“Las caras nos las vemos todos los días cuando se conoce un proyecto, esa es la democracia”, dijo el legislador danilista.

Congreso delega función

El Partido Reformista Social Cristiano y el Movimiento Participación Ciudadana consideran que el Congreso cedió sus funciones a esa organización política.

Ramón Rogelio Genao, secretario general del PRSC, y Rosalía Sosa, directora ejecutiva de PC, entienden que el PLD retrasa la aprobación de la ley de partidos con el debate sobre la constitucionalidad de la modalidad de primarias abiertas, dejando de lado temas importantes en ese proyecto.

Temor danilista.

Leonelistas aseguran que la corriente de Danilo teme someterse al escrutinio de las bases, porque estas están disgustadas.

Régimen electoral.

El PRSC  asegura que el PLD tiene estancada la transformación del régimen electoral por la lucha interna de grupos.

Melanio afirma división está a la puerta

Melanio Paredes, miembro del Comité Central del Partido de la Liberación Dominicana, sostuvo que a lo interno de esa organización hay un endurecimiento de posiciones entre los grupos de Leonel y Danilo para la celebración de primarias abiertas o cerradas en esa organización.

Afirmó que el PLD debe evitar un posible choque de trenes, es decir, entre el grupo de Medina y el de Fernández.

“Si Leonel y Danilo no logran superar sus egos y no entienden que sus legados están en peligro, el PLD podría sucumbir”, dijo Melanio.

Afirma que si el Comité Político no puede ponerse de acuerdo se convoque al Comité Central y en última instancia la única solución que hay es convocar las bases del PLD, que deberían decidir por medio de una consulta plesbicitaria.

Entiende que se debe evitar una división y dejar de lado los proyectos individuales y poner por delante al PLD. “Apelo a la capacidad resolutoria, que parece se ha extinguido”.